Roadtrip al paraíso escondido

Roadtrip al paraíso escondido

A 40 minutos de Peña de Bernal, Querétaro se encuentra uno de los paraísos escondidos más increíbles que hemos visitado en México. El Cañón del Paraíso. Un lugar que muy poca gente conoce y que nos quitó el aire desde el camino hacia allá.

Si llegas de lejos, te recomendamos pasar una noche en Peña de Bernal, otro de nuestros lugares favoritos en Querétaro. 


Las vistas espectaculares comienzan al tomar un camino angosto, a la orilla de las montañas de Peñamiller, justo donde nace el cañón.

Cañón del paraíso

Cañón del paraíso

Una vez que comienzas el descenso, al final del camino podrás estacionar tu coche y prepararte para una aventura muy peculiar e inolvidable. Te recomendamos ampliamente llevar:

- Chanclas que se puedan mojar pero cómodas para caminar
- Un celular para tomar fotos increíbles
Snacks para mantener la energía a tope mientras exploras el cañón
- Una bolsa repelente al agua (si tienes) para evitar que se mojen las cosas de valor.
- Gorra o sombrero para el sol 
- Bloqueador
- Ropa para calor, traje de baño y un cambio de ropa por si te mojas. 
- Toalla, o mejor aún, ¡un CECO!

    Si vas a visitar el cañón, es importante que no vayas en época de lluvias, pues el río crece y no permite la entrada por la profundidad y velocidad que agarra el agua. 


    Con tu mochila empacada, comienza la caminata hacia el cañón. Pasarás primero por un puente pintoresco e interesante que cruza el río. Deberás ir encontrando tu camino, pues siempre será diferente dependiendo la cantidad de agua que haya. Poco a poco irá apareciendo la imponente entrada al cañón, con grandes paredes de piedra de mármol a los lados y un camino por el medio que parece no tener fin. 

     

    Cañón del paraíso

    Cuando digo que hay que ir preparado para nadar, es en serio. Todo depende los niveles de agua que te toquen, pero si o si te mojas más arriba de los pies. En la entrada nos tocó nadar por completo para lograr cruzar al camino de inicio. Es una aventura que siempre será diferente. El día que vayas, con la gente que vayas.... cada vez será una experiencia única e impredecible. Así que abre tu mente, baja tus expectativas y prepárate para algo inolvidable.

    Puedes caminar cuanto gustes hacia adentro del cañón. Cada paso que das te tocará ver y vivir algo diferente... entre las texturas cambiantes e impresionantes de los muros de mármol negro que marcan el camino, el río que pasa por en medio, las escaleras naturales formadas por las rocas y la cueva mágica, son solo algunas de las cosas que te harán pasar horas enteras dentro sin que te des cuenta del paso del tiempo.  

    Cañón del paraíso

     


    Recuerda el lema más importante de las aventuras en lugares así de especiales: "leave no trace"... no dejes rastro alguno de que estuviste ahí. Esto quiere decir, lleva toda tu basura contigo de regreso, todas tus pertenencias y, si encuentras basura, recógela :). Fue muy triste encontrar basura en nuestra caminata. Cada quien salió con una bolsa llena de basura que encontramos. Está en nosotros cuidar estos lugares para lograr que sigan así de mágicos durante millones de años. 

     

     

    Sin duda, una de las experiencias más mágicas a las que me ha acompañado mi CECO!

    - Lily, Co-fundora de CECO.


    Leave a comment

    Please note, comments must be approved before they are published